Santander

Después de tres años de trabajos exploratorios y trámites urbanísticos, Banco Santander inicia las obras de transformación de su sede histórica del Paseo de Pereda en un espacio de cultura, tecnología y emprendimiento, reflejo de una ciudad que evoluciona desde la tradición a la innovación.

La presidenta de Santander, Ana Botín, ha dado por inauguradas hoy las obras del nuevo Espacio Pereda con un acto simbólico en el que ha puesto la primera piedra de este proyecto, que convertirá la sede del banco en Santander en un referente cultural, intelectual e institucional de la ciudad y de la región. En el acto, que se ha desarrollado de manera semipresencial por las restricciones de la pandemia, también han participado el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, y la alcaldesa de la ciudad de Santander, Gema Igual.

Ana Botín, presidenta de Banco Santander, ha señalado en su discurso: “El Espacio Pereda será un espacio abierto, a todos y a la ciudad, un gran centro público de cultura, arte, innovación y tecnología, ocio y emprendimiento que dentro de tres años se convertirá en un punto de encuentro para Cantabria, los santanderinos y para los más de seis millones de turistas nacionales y extranjeros que visitan nuestra ciudad cada año. Nos permitirá ayudar a nuestros clientes, personas y empresas a progresar, que es la misión que siempre ha tenido este banco desde que se fundó en 1857”.

Ana Botín, ha iniciado su discurso haciendo una referencia a las palabras de su abuelo, Emilio Botín Sanz de Sautuola y López, el 4 de mayo de 1957con motivo de la Junta General, y ha mostrado la emoción de presentar un espacio con tanta historia, subrayando el valor sociocultural de la propuesta y el impacto que tendrá en el desarrollo de la ciudad y de Cantabria. “Cultura y desarrollo comparten un mismo objetivo: hacer posible que nuestras sociedades sean más estables y sus ciudadanos más felices. Ambas son razones de peso a la hora de explicar por qué estamos convencidos de que el Santander no puede ignorar el mundo de la cultura. La relación entre desarrollo y cultura no es una calle de sentido único. Nuestras creencias y valores modelan nuestro comportamiento y, por tanto, explican la forma en la que tomamos decisiones. El Espacio Pereda aspira a estar en esta relación entre desarrollo y cultura en el sentido amplio. El gran reto de nuestra sociedad es lograr ese desarrollo inclusivo y sostenible”, ha señalado.

Ana Botín ha subrayado que “en el espacio Pereda buscamos unir cultura y desarrollo, arte y tecnología. Este será un lugar para la innovación. Y también un lugar para el encuentro. Un espacio abierto a la ciudad de Santander y a Cantabria. Una forma de aunar – a nuestra manera – cultura y banca”.

Durante el acto y como homenaje a la historia del edificio Pereda, cuyos orígenes se remontan a 1795, se ha creado una cápsula del tiempo en la que la presidenta del banco ha introducido  el anuncio de la primera Junta General de Accionistas de la entidad del 29 de mayo de 1857; la fotografía de la inauguración de la sede social en el Paseo de Pereda el 31 de marzo de 1923, y la carta de Emilio Botín-Sanz de Sautuola y López a Saturnino Briz Larín, presidente de Banco de Santander en aquel momento, anunciándole su embarque en el vapor “Magallanes” con destino a América, donde la entidad abriría su primera oficina de representación fuera de España, en La Habana (1947).

Además, en un gesto simbólico de salto en el tiempo ha introducido también los ejemplares de los diarios regionales, El Diario Montañés y Alerta, y el vídeo de apertura del acto en el que Ana Botín visita por última vez el edificio antes de las obras y el documento de la Memoria Anual de la entidad y ha terminado su discurso aludiendo a la misión del banco con una frase de su abuelo en su informe a los accionistas en 1857: “el Santander seguirá contribuyendo en destacada medida a la prosperidad de la Montaña y de España” y ha señalado que “el espacio Pereda será también nuestro relato, el relato de Banco Santander. Un relato con 164 años de historia que aspira a seguir 100 años más”.

Espacio Pereda contará con tres pisos dedicados a exposiciones de arte, un piso con una zona multimedia, un auditorio multiuso para 150 personas y una terraza/mirador de unos 1.000 m2 de superficie para compartir las privilegiadas vistas de la bahía. Además, está previsto el traslado de más de 1.000 obras -con pinturas de Rubens, El Greco, Van Dyck, Picasso, Chillida, Sorolla o Miró, entre otros, así como la mayor y mejor colección privada del mundo de José Gutiérrez Solana- que se exponen en la actualidad en la Sala de Arte de la Ciudad Financiera de Boadilla del Monte. La tecnología será, junto con el arte, un punto central de este espacio. El objetivo es poner en marcha actividades formativas y culturales para todos los públicos y que los visitantes puedan disfrutar de las obras en distintos entornos.

Además de la transformación del edificio Pereda que estará a cargo del arquitecto David Chipperfield, se llevará a cabo la remodelación del edificio de la calle Hernán Cortés, que será la nueva sede territorial del banco tras la rehabilitación y remodelación que llevará a cabo el estudio Cruz y Ortiz Arquitectos. La inversión en ambos proyectos, Espacio Pereda y Hernán Cortés, superará los 85 millones de euros y refleja el compromiso permanente del banco con la ciudad de Santander y sus ciudadanos.

Inversión en la región

Además de su valor sociocultural, el banco trata de apoyar el crecimiento sostenible de la región y está contratando a empresas cántabras para la ejecución del proyecto. Por el momento, se han contratado servicios con empresas locales por valor de 1,5 millones de euros. Teniendo en cuenta la inversión directa, los efectos indirectos (proveedores y servicios) y los inducidos (aumento de empleo, renta y consumo), el proyecto aumentará la producción de la región y generará casi 2.000 empleos directos e indirectos durante los tres años de ejecución.

Tanto Espacio Pereda como el proyecto de Hernán Cortés se han diseñado bajo los criterios medioambientales más exigentes para reducir la huella contaminante. Los edificios contarán con certificaciones BREAM “excelente”, que acreditan la sostenibilidad y eficiencia energética de los espacios tanto en su construcción como en su explotación, minimizando así el impacto ambiental.

Espacio Pereda estará abierto en el cuarto trimestre de 2023, momento en el que comenzarán las exposiciones, tanto de la Colección de Arte del Banco, como de otras muestras temporales.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here